Publicado: 3 de Julio de 2017

Acudir al psicólogo no es sinónimo de debilidad, es la mejor forma para afrontar tus problemas y buscar una solución de la mano del mejor equipo profesional. 

Ponte en contacto con nuestro equipo y llámanos si tu vida se desmorona y sientes que necesitas ayuda.

Uno de los primeros síntomas es perder el control de nuestro día a día, no poder desempeñar actividades diarias que anteriormente resolvíamos de forma fácil y sencilla.

Presentar dolores como presión en el pecho, ansiedad, aceleración del ritmo cardíaco, no tener control sobre las emociones, que los pensamientos negativos nos invadan, agresividad, y no dormir o descansar bien. 

Si presentas cada uno de estos síntomas en sinónimo de que necesitas ayuda, llámanos ahora y comienza tu recuperación. 

Cuidamos de tu bienestar y te ayudamos a ser feliz.